Ronda > Educación

Ana Torralbo, la chelista rondeña que toca en la Joven Orquesta Sinfónica de Granada

Ana Torralbo superó el pasado septiembre las pruebas de acceso a la Joven Orquesta Sinfónica de Granada. // CharryTV

Ana Torralbo superó el pasado septiembre las pruebas de acceso a la Joven Orquesta Sinfónica de Granada. // CharryTV

La joven música de 18 años cursa 3º de Grado Profesional en el Conservatorio de Música Ramón Corrales, formación que compagina con 2º de Bachillerato

29 Mar 2019 - 18:09 // Charry TV Noticias

María José García

La violonchelista Ana Torralbo tiene 18 años y su mayor aspiración es poder convertirse algún día en solista, algo que, es consciente, supone “un propósito bastante alto”. La joven música cursa actualmente 3º de Grado Profesional en el Conservatorio de Música Ramón Corrales de Ronda, al tiempo que estudia 2º de Bachillerato.

A día de hoy, Torralbo es una de las chelistas de la Joven Orquesta Sinfónica de Granada (JOSG), desde que superara el examen de acceso en septiembre de 2018. Pertenecer a esta orquesta era un deseo que Ana descubrió hace dos años, cuando comenzó a viajar a Granada con regularidad para realizar unos cursos que organizaba la propia orquesta. Allí, su profesor Ignacio Perbech la animó a que se presentase a las pruebas de acceso a la JOSG. 

“Le dije a mi profesor: «El año que viene cuando esté estudiando la carrera en Granada me gustaría entrar en la JOSG, llevo un tiempo pensándolo…» y me dijo « ¿Por qué no te presentas ya?», y yo no sabía dónde meterme, estaba temblando. Hablé con mis padres y me dijeron: haz las pruebas y luego ya vemos”, cuenta Ana, quien asegura que el apoyo de sus profesores fue determinante en sus decisiones de presentarse al examen y, posteriormente, de plantearse un futuro dedicado a la música. 

“Hablé con mi profesor Erwin [Grafe], hice las pruebas y me cogieron. Me puse muy nerviosa, no me suelo poner nerviosa tocando, pero cuando hice las pruebas no sé qué me pasó, me temblaba el arco….Horrible todo, pero luego me cogieron y la verdad es que yo ahora mismo estoy como si tuviera tres años y me dieran una muñeca”, explica la chelista con entusiasmo.

Así, Ana asegura que descubrió que quería dedicarse profesionalmente a la música cuando se vio obligada a repetir 4º del Grado Elemental: “Cuando te das ese chasco dices «Voy a seguir, ¿no?» Entonces pues dije voy a hacer eso, porque a mí como que me trasmitía un sentimiento especial, dices me voy a dedicar a esto porque sí, porque a mí me llena, y desde ese momento he seguido adelante con esa idea”.

En ocasiones los aficionados a la música que comienzan a cursar sus estudios musicales se quedan por el camino y optan por dedicar su futuro profesional a otras disciplinas por el alto sacrificio y tiempo que tocar un instrumento exige.

“A mí no me importa tener que levantarme un fin de semana las siete de la mañana para estudiar si sé que voy a ir el fin de semana a Granada a pasarlo bien con mis compañeros, pasármelo bien tocando. A cualquier persona que le guste la música, que no le importe estar todo el día con el instrumento y que le guste estar con gente es una oportunidad genial”, subraya Torralbo, y añade: “Yo he tenido el apoyo del profesor desde el primer momento, los ocho años que llevo, he estado con el apoyo de Erwin todo el tiempo y eso también influye mucho en mis decisiones, porque yo creo que no me hubiera gustado tanto si no lo hubiera tenido a él”.

Comentarios

Escribir Comentario Nombre: Email: Comentario:
Jose Javier
Tengo la suerte de conocer a Ana desde niña, y se que Ana llegará a donde se proponga llegar disfrutando de este instrumento... besos !!
30 Mar 2019 - 08:20